viernes, 27 de noviembre de 2009

"El Gobierno maniobró para alejar a FERE de la posición de los obispos en la polémica de EpC"

El catedrático de Filosofía Luis Gómez Llorente aseguró ayer en Madrid que «los obispos quisieron que a comienzos de 2007/2008 el Ministerio se encontrara con una rebelión en toda regla en la escuela».

Gómez Llorente se refirió a las exigencias realizadas a la Federación de Religiosos de la Enseñanza (FERE) por la Conferencia Episcopal Española (CEE) en torno a las asignaturas de Educación para la Ciudadanía (EpC). Sorprendentemente Gómez Llorente reveló que en plena polémica intervino el entonces Secretario de Estado de Educación del Ministerio, Alejandro Tiana con las siguientes palabras:

Leer más...

Aquí viene el segundo gran éxito del Ministerio y de Alejandro.

La habilidad con que Alejandro consiguió separar las posiciones de FERE de las de la CEE fue maravillosa. Gomez Llorente intervino en el Círculo de Bellas Artes de Madrid durante la presentación del libro La sentencia. Educación para la Ciudadanía, editado por Wolters Kluwer Educación y elaborado por la Fundación CIVES, entidad fundada por ilustres socialistas y promotora de EpC

En el acto intervinieron también Pedro Badía, representante de la editorial, Victorino Mayoral, el ex diputado socialista y presidente de CIVES, Cándida Martínez, ex consejera de Educación de Andalucía y diputada socialista y el ya mencionado Alejandro Tiana.

Las intervenciones de los defensores de Educación para la Ciudadanía (EpC) no decepcionaron al auditorio, en el cuál se encontraban padres objetores a estas polémicas materias escolares.

He aquí algunas de las frases que se pronunciaron durante el acto:

Pedro Badía respondió a las preguntas de los asistentes afirmando que «admiraba y respetaba» a los objetores a EpC. También reconoció que éstos últimos habían ganado la batalla de los argumentos y de la opinión pública.

Cándida Martínez afirmó que «el día que salió la sentencia (del Supremo sobre objeción a EpC) lo recuerdo como uno de esos días de gran satisfacción (...). Entendí de verdad que ganaba la ciudadanía y ganaba un modelo de educación (...) En democracia, la ciudadanía no es opcional. La religión sí».

Martínez aseguró que se había utilizado el argumento de la ideología de género en contra de EpC. «Lógico», aseguró, «no admiten que la construcción de la masculinidad y la feminidad es una construcción social (…). Y es verdad que cambiar eso es cambiar no sólo el modelo educativo sino cambiar a la familia y a la sociedad. Y, claro, no quieren». Por último, la diputada socialista insistió en la necesidad de redoblar esfuerzos en la formación de profesores.

Por su parte, Alejandro Tiana, calificó la objeción a EpC de «movimiento de desobediencia civil inspirado en los modelos de los neoconservadores americanos».

Tanto Tiana como Gómez Llorente reivindicaron la figura de Rodolfo Llopis, Director General de Enseñanza Primaria durante la Segunda República, conocido por su radicalidad revolucionaria aplicada a la educación. También criticaron a la jerarquía católica, a la que tacharon reiteradamente de «simplista, retrógrada y asilvestrada», atribuyéndole el liderazgo exclusivo y total del movimiento opositor a EpC.

A este respecto, Fabián Fernández de Alarcón, Secretario General de Profesionales por la Ética, presente en el acto de presentación del libro, asegura que "no han entendido nada. Pensamos que Mayoral, Tiana o Gómez Llorente serían capaces de salir del esquema marxista dialéctico para interpretar la realidad, pero nos equivocamos: para ellos, su único «adversario» es la Iglesia Católica. No se han enterado de que tienen enfrente a los padres libres que se resisten a que a sus hijos les sea inoculada la ideología progre. La verdad, me han decepcionado: debajo de toda la construcción ideológica radical que tratan de imponerle a nuestros hijos no hay más que humo, tópicos y palabrería".

0 comentarios: