jueves, 14 de enero de 2010

El 1-1-2 ha registrado cerca de 95.000 llamadas durante el temporal de lluvias y nieve

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, ha señalado hoy que las 94.977 llamadas que ha registrado el Teléfono de Emergencias 1-1-2 en nuestra región son una buena muestra de la preocupación de los castellano-manchegos ante el temporal que estamos atravesando desde mediados del pasado mes de diciembre en la región.

Por este motivo, el Ejecutivo regional, con el presidente Barreda a la cabeza, ha participado no sólo en todas y cada una de las actuaciones que se han llevado a cabo para hacer frente a las distintas situaciones que se han ido produciendo,- el 1-1-2 ha coordinado la resolución de 3.367 incidentes durante este tiempo-, sino que también se han visitado las zonas más devastadas, como la comarca de Calatrava o el Campo de Montiel, en Ciudad Real.

Leer más...

En este mismo contexto, José María Barreda ha presidido hoy una reunión en la que han participado los organismos e instituciones que durante estos días están trabajando para hacer frente a las diversas condiciones meteorológicas adversas, que en Castilla-La Mancha han sido, según ha dicho, todas las posibles en invierno: nieve, lluvia, hielo, niebla o viento.

Así, en un receso de la reunión, Barreda ha explicado ante los medios de comunicación que su principal interés ha erradicado en escuchar a todos los participantes en este encuentro de trabajo,-desde Subdelegación del Gobierno, a Diputación Provincial, Protección Ciudadana, Guardia Civil o el Servicio Contra Incendios y Salvamento-, con el fin de obtener la máxima utilidad de cara a actuaciones futuras.

“La mayor incompetencia, discutir sobre competencias”

“Las situaciones de emergencia se caracterizan porque son impredecibles pero una sociedad moderna debe tener capacidad para actuar ante las mismas”, aseguró el presidente, y agregó que en Castilla-la Mancha hasta la fecha la respuesta integral ha estado “muy bien coordinada”.

Otro de los asuntos que ha quedado claro, a juicio de Barreda, con esta reunión es que “la mayor incompetencia que puede existir ante una emergencia es discutir sobre competencias institucionales” ya que en esos momentos los ciudadanos sólo requieren una respuesta eficaz que de solución a sus problemas.

Precisamente, por esto, el máximo dirigente regional, que compareció junto al director general de Protección Ciudadana, Pascual Martínez, realizó una valoración “muy positiva” de la reunión que se está produciendo en la Delegación de la Junta de Comunidades en Ciudad Real durante esta jornada.

En este sentido, el presidente Barreda aseguró que se va a seguir trabajando según lo establecido en el Plan Específico de Fenómenos Meteorológicos Adversos en Castilla-La Mancha, Meteocam, vigente desde el 21 de abril de 2009, pero “sin bajar la guardia”.

Anunció, igualmente, que una vez se de por concluido el temporal en nuestra región se celebrará una nueva reunión para evaluar con perspectiva cómo ha funcionado todo, además de cuantificar los daños en su totalidad.

1 comentarios:

Winston Smith dijo...

bla bla bla. Estadísticas y reuniones a balón pasado. Hace menos de un mes tuve necesidad de llamar al 112 por un accidente de tráfico. El 112 no supo darme respuesta, su solución fue darme el teléfono de la guardia civil para que yo los llamara. Ese día fue el único accidente que se registró en la región. El 112 me costó dinero (pues no es un servicio gratuito como todo el mundo piensa), me costó dinero llamar a la guardia civil, y mis llamadas quedaron registradas para la estadísitca, aunque no fueron resueltas mi consultas. Bla bla bla. Más mentiras.